Esta web incluye contenido para personas sordas

COMUNICACIÓN

Noticias

La CNSE y Mujeres Unidas contra el Maltrato (MUM) colaborarán para hacer accesibles a las mujeres sordas los servicios de prevención y protección frente a la violencia de género

01/02/2022

La Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE) y la Asociación MUM (Mujeres Unidas contra el Maltrato) han firmado un convenio de colaboración cuyo objetivo es contribuir a la defensa de los derechos de las víctimas sordas de violencia machista, y preservar su integridad. En este sentido, desarrollarán un proyecto integral de accesibilidad que redunde en la prevención, protección y seguridad de las mujeres sordas y de los familiares a su cargo.

Uno de los pilares de este convenio, que han suscrito la presidenta de la CNSE, Concha Díaz, y la presidenta de la Asociación MUM, Carmen Benito, es garantizar el acceso de estas mujeres a los servicios propios de esta asociación, tales como asesoría legal, vivienda, promoción laboral o atención y actuación psicológicas entre otras. “Mi intención al crear MUM es hacer una familia de mujeres con una nueva vida independiente y libre, ayudando a empoderarse a mujeres supervivientes de violencia de género para que pasen del miedo a la seguridad y a la estabilidad.”

Para ello, la Asociación MUM incorporará en su página web un acceso directo al servicio ALBA de información y asesoramiento a mujeres sordas víctimas de violencia de género que presta la CNSE. Una plataforma multicanal a la que se puede acceder a través de cualquier dispositivo con conexión a Internet de manera totalmente confidencial, y sin dejar rastro alguno, y que, además, es accesible tanto en lengua de signos como a través de texto escrito. “Nuestra finalidad es facilitar la comunicación sin barreras con las víctimas o posibles víctimas de violencia y con su entorno más cercano, así como con las y los profesionales susceptibles de atenderles”, ha apuntado la presidenta de la CNSE.

Por último, ambas entidades compartirán información de interés y se brindarán apoyo y asesoramiento mutuo con la intención de mejorar la situación de estas víctimas, y trabajarán conjuntamente en la elaboración de materiales accesibles en lengua de signos y con subtitulado que contribuyan a la prevención y erradicación de la violencia de género entre las personas sordas.

< Volver